Skip to main

Estudiantes de Maldonado diseñaron proyectos para los trabajos del futuro

Hackatón: siete equipos de jóvenes recibieron talleres y llegaron a hacer prototipos.


Girls in Tech hizo su primera hackatón fuera de la capital. Con el apoyo de la Agencia Nacional de Desarrollo y de Smart Talent, la organización se trasladó a Maldonado para convocar a los estudiantes de tercer a quinto año de enseñanza media a participar en una jornada de talleres y elaboración de proyectos con la mira puesta en el futuro. La consigna de este año era “El trabajo del futuro” y se invitó a los jóvenes a pensar sobre lo que ellos creen que estarán haciendo en los próximos años: “Se dice que 65% de los trabajos que hoy existen no van a seguir así como se conocen y que los chicos que están hoy en primaria van a trabajar en tareas que hoy no existen, entonces la idea este año era trabajar con los liceales, que están en etapa de decisión, sobre cómo ven ellos el futuro”, explicó a la diaria Natalia Rehermann, gerenta de proyectos de la organización.

Dos equipos de la UTU de Maldonado, uno del liceo 4, otro del liceo 5, dos del liceo de Aiguá y uno del colegio Biarritz participaron el 19 de octubre en la jornada, que se extendió desde las 9.00 hasta las 18.30. “Las ideas fueron soluciones tecnológicas aplicadas a casas y objetos; aplicaciones para solucionar problemas de medioambiente y contaminación; sistemas de rastreo para robos de bicicletas; impresión 3D de piezas para casas y aplicaciones para control y seguridad infantil”, detalló Rehermann. El primer premio del jurado fue para el equipo del colegio Biarritz, que se llevó una impresora 3D y la participación en un curso para aprender a armarla y utilizarla. Los estudiantes propusieron la aplicación Optimus!, que tiene el objetivo de detectar situaciones de depresión en jóvenes y adultos; al cargar de información la base de datos se podría generar procesos de ayuda, consejos y crear alarmas. La mención fue para uno de los equipos de Aiguá, que ideó un bastón llamado Eyes in your hands, para ayudar a las personas ciegas a guiarse y moverse libremente; contaría con GPS y sensores para detectar objetos.

El encuentro, también coorganizado por la JCI (Cámara Junior Internacional) de Maldonado y el Startup Cowork Cafe se propuso pensar soluciones creativas mediante la tecnología, la robótica, la inteligencia artificial y el internet de las cosas. La organización cree que con la hackatón se aprovecha mejor el tiempo de los adolescentes: “Esta modalidad es interesantísima porque trabajan en corto tiempo y sin distracciones, están todo el día focalizados en esto: investigan, prototipan, proyectan; además, le ponen una garra bárbara al ver cómo están trabajando otros equipos, se potencian”, señaló Rehermann y agregó: “Si les damos un trabajo más doméstico, a realizar a largo plazo, la efectividad no es la misma, se dispersan mucho más”.

Desde la organización entienden que por medio de estas actividades se desarrollan competencias para el futuro, ya que “se hace un primer acercamiento a proyectos tecnológicos mediante talleres y charlas”; buscan “enseñar a los jóvenes a ser productores de tecnología además de consumidores; fortalecer la equidad de género mediante el trabajo en equipos mixtos y lograr que los jóvenes se involucren en problemáticas locales y busquen soluciones”.

Fuente: La Diaria