Skip to main
 

Confiabilidad


Atributos país trasversales a todos los sectores de servicios

Maximizar la seguridad de las inversiones es clave en operaciones de servicios y Uruguay es el país más seguro dentro de una región con un alto atractivo económico.

El país ostenta desde hace años una fuerte estabilidad política y social, respaldada en una democracia consolidada y fuerte seguridad jurídica.

Actualmente, el sistema político cuenta con tres partidos mayoritarios, que se han alternado en el gobierno, manteniendo siempre un fuerte respeto por las reglas de juego y los fundamentos esenciales de la actividad económica.

El Presidente José Mujica fue nombrado una de las 100 personalidades más influyentes en el mundo por la revista Time Magazine (4/2014). Es reconocido por ser el jefe de estado más austero del mundo, por donar el 90% de su salario y residir en su humilde casa en lugar de la residencia presidencial.

A lo largo de los años se ha ganado el reconocimiento internacional como país confiable, con alta transparencia de los gobiernos y donde los proyectos que se inician en un gobierno continúan en el siguiente. Es así que Uruguay se mantiene de forma consistente en los primeros puestos del ranking en LATAM.

La economía uruguaya ha logrado el período de crecimiento más largo de la historia, al acumular 11 años ininterrumpidos de aumento del producto. En particular, entre 2008 y 2013 la economía se expandió a una tasa promedio anual de 5,2%.

Esto supone un ritmo de expansión superior a la tasa de crecimiento de largo plazo (o potencial) de la economía uruguaya, que es del orden del 3,5%.

Esto permitió que el país se ubicara como uno de los que registró mayor crecimiento en la región (ver gráfico). Para los próximos años se espera que el producto continúe la senda expansiva.

Esta expansión vino acompañada de un crecimiento del PIB per cápita de Uruguay que pasó de USD 10.000 en 2005 a casi US$ 17.000 en 2013. Esto ha permitido que Uruguay se ubique como la economía con mayor PIB per cápita de Latinoamérica (medido en US$ corrientes).

Cabe resaltar que no solo se genera un producto elevado, si no que se distribuye adecuadamente. Uruguay es el país más igualitario de América Latina de acuerdo con el Índice de Gini (0,38 en Uy en 2013).

Dentro de la política macroeconómica, se destaca la ordenada gestión de la deuda pública y la estabilidad del equilibrio fiscal. El manejo macroeconómico ordenado hizo que S&P (Abril de 2012), Moodys (Julio 2012) y Fitch Ratings (Marzo 2013) nos devolvieran el Grado Inversor (IG).

En la última década, Uruguay ha reducido significativamente la dependencia de las economías vecinas (Argentina y Brasil), tanto a nivel de exportaciones como en cuanto a depósitos y créditos en su sistema financiero.

Uruguay mediante su ley de inversiones, garantiza un trato igualitario para los inversores locales y extranjeros.

No se requiere autorización o registro previo para operar y no existen restricciones para la transferencia de capital o utilidades provenientes de las inversiones y hay libertad de cambio, pudiendo las empresas operar tanto en moneda nacional como extranjera.

A su vez, existe un sistema impositivo único en todo el territorio.

Las condiciones de acceso a los beneficios fiscales son absolutamente claras y transparentes pudiendo consultarlas en la página web del Ministerio de Economía y Finanzas.

Los marcos normativos más relevantes para las operaciones de servicios con foco en el exterior, son la ley de inversiones, los regímenes de puertos y aeropuertos libres y la ley de zonas francas.

 El marco normativo completo, incluyendo normas con especificidad sectorial y otros elementos de utilidad para el inversor se pueden consultar en detalle en la Guía para el Inversor.

-1

Oportunidades Laborales